martes, 27 de mayo de 2014

LA FORTALEZA DEL ALMA ESTÁ EN LA PALABRA DE DIOS

LA FORTALEZA DEL ALMA ESTÁ EN LA PALABRA DE DIOS
(Génesis 2:7) “Entonces Jehová Dios formó al hombre del polvo de la tierra, y sopló en su nariz aliento de vida, y fue el hombre un ser viviente”.
(Salmos 139:14) “Te alabaré; porque formidables, maravillosas son tus obras; Estoy maravillado, Y mi alma lo sabe muy bien”.

INTRODUCCIÓN:
Espero que pueda ser para ti, de ayuda espiritual y de mucha bendición y, también, puedan ser de ayuda a todo aquel que lo necesite. Para aquel que tiene una debilidad en su alma.
(Prov 14:5) “El testigo verdadero libra las almas; Mas el engañoso hablará mentiras”.
(Salmos 103:1-8) “1 Bendice, alma mía, a Jehová, Y bendiga todo mi ser su santo nombre. 2 Bendice, alma mía, a Jehová, Y no olvides ninguno de sus beneficios. 3 Él es quien perdona todas tus iniquidades, El que sana todas tus dolencias; 4 El que rescata del hoyo tu vida, El que te corona de favores y misericordias; 5 El que sacia de bien tu boca De modo que te rejuvenezcas como el águila. 6 Jehová es el que hace justicia Y derecho a todos los que padecen violencia. 7 Sus caminos notificó a Moisés, Y a los hijos de Israel sus obras. 8 Misericordioso y clemente es Jehová; Lento para la ira, y grande en misericordia”.

(Job 24:12) “Desde la ciudad gimen los moribundos, Y claman las almas de los heridos de muerte, Pero Dios no atiende su oración”.
(Ezequiel 18:4) “He aquí que todas las almas son mías; como el alma del padre, así el alma del hijo es mía; el alma que pecare, esa morirá”.

COMENZAREMOS  VIENDO LAS  DEBILIDADES DEL ALMA
Al hablar de debilidades del alma, podemos llegar a preguntarnos, ¿Será que el alma puede ser fuerte o débil? Para saberlo comenzaremos primero con la palabra débil:

DÉBIL: Débil es no tanto lo que es flojo, sino aquello que es causa de su flojera, de su debilidad, que no funciona, o que lo hace deficientemente. La debilidad del alma Abram respecto a la hermosura de su esposa Sarai (Gen 12:13) “Ahora, pues, di que eres mi hermana, para que me vaya bien por causa tuya, y viva mi alma por causa de ti”.

El origen, del término alma, se relaciona con la respiración, con el aliento, entendidos como manifestación de la vida.
El alma es la portadora de la vida; es la conciencia del ser humano y expresa la total personalidad del SER VIVIENTE como lo dice en Génesis 2:7 que leímos al empezar.
El alma es más sensible que el cuerpo, ya que está en un grado mucho mayor. Es en el alma donde están depositados nuestros sentimientos y emociones, nuestras pasiones y deseos, nuestros conocimientos y voluntad.

La biblia dice en (1 Tesalonicenses 5:23) "Y el mismo Dios de paz os santifique por completo; y todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sea guardado irreprensible para la venida de nuestro Señor Jesucristo". Aquí nos dice que el hombre consta de tres partes, que claramente están en este orden divino: Espíritu, Alma, y Cuerpo.


El alma, entre el Espíritu y el cuerpo y el Espíritu del hombre, fue afectado por el pecado se cambió el orden divino, poniendo al cuerpo en primer lugar, en el huerto del Edén, cuando Adán y Eva pecaron.
(Génesis 2:16,17) “16 Y mandó Jehová Dios al hombre, diciendo: De todo árbol del huerto podrás comer; 17 más del árbol de la ciencia del bien y del mal no comerás; porque el día que de él comieres,  ciertamente morirás”.

Desde ese mismo momento de la caída, esa área del ser humano que es el cuerpo ha sido atacada por el diablo para destruirnos, pero creo firmemente, que el área donde más sutilmente ataca, es en el alma, y ¿Cómo lo hace? Provocándote afecciones que te debiliten, que te hieran y que te vuelvan insensible, y comiences primeramente perdiendo el iteres por la oración para desarmarte y así ser presa fácil, y perdiendo la oración, lo demás es cuestión de tiempo para estar perdido por completo, para el propósito para lo cual Dios te creó.

(Hebreos 13:17) “Obedeced a vuestros pastores, y SUJETAOS A ELLOS; porque ellos velan por vuestras almas, como quienes han de dar cuenta; para que lo hagan con alegría, y no quejándose, porque esto no os es provechoso”. El concepto aquí es de sostenerse, aferrarse para no caer y no sujetarse de sometimiento a la obediencia.

(Juan 10:7-18) “7 Volvió, pues, Jesús a decirles: De cierto, de cierto os digo: Yo soy la puerta de las ovejas. 8 Todos los que antes de mí vinieron, ladrones son y salteadores; pero no los oyeron las ovejas. 9 Yo soy la puerta; el que por mí entrare, será salvo; y entrará, y saldrá, y hallará pastos. 10 El ladrón no viene sino para hurtar y matar y destruir; yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia. 11 Yo soy el buen pastor; el buen pastor su vida da por las ovejas. 12 Mas el asalariado, y que no es el pastor, de quien no son propias las ovejas, ve venir al lobo y deja las ovejas y huye, y el lobo arrebata las ovejas y las dispersa. 13 Así que el asalariado huye, porque es asalariado, y no le importan las ovejas. 14 Yo soy el buen pastor; y conozco mis ovejas, y las mías me conocen, 15 así como el Padre me conoce, y yo conozco al Padre; y pongo mi vida por las ovejas. 16 También tengo otras ovejas que no son de este redil; aquéllas también debo traer, y oirán mi voz; y habrá un rebaño, y un pastor. 17 Por eso me ama el Padre, porque yo pongo mi vida, para volverla a tomar. 18 Nadie me la quita, sino que yo de mí mismo la pongo. Tengo poder para ponerla, y tengo poder para volverla a tomar. Este mandamiento recibí de mi Padre”.

A través de tus experiencias que te han afectado porque aunque te dolían te aguantabas por amor a Dios según tu ignorancia de la Palabra y de la Sana Doctrina de Cristo en ese tiempo te afectaba principalmente el alma, y tu como persona y en todo tu ser, no te sentías bien, sino que te sentías incómodo, pesado, inadecuado, que no iban bien las cosas, que no funcionaban bien las cosas en tu hogar, y siempre la Palabra era insuficiente y, esto te hacía estar sin ganas de nada.
Y bueno ahora que conocemos la Sana Doctrina de Cristo, y nos ha dado un equilibrio en todas nuestras vidas, porque nos ha quitado muchos conceptos religiosos que nos tenían atados y presos de doctrinas de hombres que el padre de la mentira ha instruido en tantos seminarios a muchísimos malos pastores, que lo único que defienden


son sus intereses, y también defienden su religión y denominación, y el padre de la mentira también les ha dado el grado de liderazgo para así poder imponerse en las congregaciones en sometimiento no como lo dice la Hermosa Palabra de Jehová Dios que siempre nos da paz, tranquilidad y armonía en todo nuestro diario vivir, recuerdan que por temor que nos imponían los malos pastores, pues obedecíamos aun cuando no estábamos de acuerdo y por supuesto nada de conformes pero obedecíamos por temor porque nuestras almas estaban presas en las falsas doctrinas, miren lo que dice la Sana Enseñanza de Cristo: (Mateo 10:28) “Y no temáis a los que matan el cuerpo, más el alma no pueden matar; temed más bien a aquel que puede destruir el alma y el cuerpo en el infierno”.
 
¿QUÉ SON DEBILIDADES DEL ALMA?
Comenzaremos a estudiar lo que dice la Sana Doctrina de Cristo al respecto en Biblia que nos liberta de las ataduras que nos lanzaron diciéndonos que porque somos pecadores por eso siempre estábamos sin dinero y enfermos. (Salmos 10:3) “Porque el malo se jacta del deseo de su alma, Bendice al codicioso, y desprecia a Jehová”.
En (Isaías 53:4), dice: “Ciertamente llevó él nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores; y nosotros le tuvimos por azotado, por herido de Dios y abatido”. La palabra "Llevó él nuestras enfermedades" significa, que Cristo llevó en la cruz nuestros quebrantos, nuestras aflicciones, trastornos, dolencias, males, padecimientos, quebrantos, achaques, desazones, enfermedades, corporales, como una carga pesada sobre sus hombros.

Cuando habla Jehová Dios por medio del profeta Isaías de "nuestros dolores" también habla estrictamente de sustitución; pero en esta oportunidad, no se refiere tanto a las enfermedades físicas, sino a los dolores mentales, a las enfermedades o heridas del alma. Porque este mismo versículo aparece en (Mateo 8:17) y cambia la palabra dolores, por dolencias: "Él mismo tomó nuestras enfermedades y llevó nuestras dolencias". Usa la palabra "dolencias" en sentido figurado por pecados, los cuáles son la causa de las dolencias. El Salmista David también habla de ello en el (Salmo 103:3) "El es quien perdona todas tus iniquidades, el que sana todas tus dolencias".
El pecado y la enfermedad están relacionados como causa y efecto. Cristo llevó en la cruz del calvario todas nuestras enfermedades físicas, mentales y espirituales con el propósito de que nosotros no tuviéramos que sufrirlas y que si llegáramos a tenerlas, confiar que Él nos puede sanar y liberar.

Cuando hablamos de las debilidades del alma, hablamos de éstos "dolores" descritos por Isaías, de éstas "dolencias" descritas por David y por Mateo; pero también hablamos de las "debilidades", o flaquezas, mencionadas en la Sana Doctrina de Cristo por medio del apóstol Pablo en (Romanos 8:26) "Y de igual manera el Espíritu nos ayuda en nuestra debilidad; pues qué hemos de pedir como conviene, no lo sabemos, pero el Espíritu mismo intercede por nosotros con gemidos indecibles".

Este versículo expresa los deseos de nuestro corazón, las emociones contenidas, las tristezas acumuladas, y no poder hacerlo; entonces el Espíritu Santo intercede por nosotros con gemidos indecibles para que le expresemos lo que hay dentro de nuestra alma y así ayudarnos. Quiero de todo corazón que con la ayuda de Espíritu Santo de Dios, podamos descubrir cuáles son nuestras debilidades del alma para convertirlas en fortalezas.


CONCEPTO DE AMARGURA
(Efesios 4:30,31) “30 Y no contristéis al Espíritu Santo de Dios, con el cual fuisteis sellados para el día de la redención. 31 Quítense de vosotros toda amargura, enojo, ira,  gritería y maledicencia,  y toda malicia”.
Según el diccionario amargura significa: Aflicción o disgusto, sinsabor, gusto amargo, disgusto, pesadumbre, melancolía. (Jeremías 4:18) “Tu camino y tus obras te hicieron esto; esta es tu maldad, por lo cual amargura penetrará hasta tu corazón”. Es una insatisfacción profunda y existencial con la vida, como resultado de que comprendemos nuestras propias deficiencias.
La angustia del alma, es un estado de tristeza muy profundo que lleva al desespero, a la decepción carga muy pesada, y también amarga hiel.
(Hechos 8:22,24) “22 Arrepiéntete, pues, de esta tu maldad, y ruega a Dios, si quizás te sea perdonado el pensamiento de tu corazón; 23 porque en hiel de amargura y en prisión de maldad veo que estás”. Pero a la vez mezclado todo esto con hostilidad y resentimiento.

También esta palabra se usa para definir a una persona que se niega a perdonar; alguien que alimenta un resentimiento y arde en rencor. Albergar amargura tiene un efecto devastador sobre nuestros cuerpos y también en nuestra alma y espíritu. Una vez infectados con la amargura, es algo imposible de contener.

El veneno de la amargura será arrojado fuera de nosotros hacia los demás, ya sea en palabras o en acciones. Debemos ser rápidos para perdonar; como Dios nos ha perdonado, así también nosotros debemos perdonar.
Conociendo el significado de amargura, podemos preguntarnos ¿cuáles son las causas de la amargura, por qué muchas veces llenamos nuestro corazón de este veneno mortal?

DOS CAUSAS DE LA AMARGURA
1. AMARGURA POR ENVIDIA.- (Salmo 73:1-3,21) “1 Ciertamente es bueno Dios para con Israel, Para con los limpios de corazón. 2 En cuanto a mí, casi se deslizaron mis pies; Por poco resbalaron mis pasos. 3 Porque tuve envidia de los arrogantes,  Viendo la prosperidad de los impíos. (v.21) Se llenó de amargura mi alma, Y en mi corazón sentía punzadas”.

El razonamiento es: Yo trato de vivir una vida honesta, trato de ser honrado y las cosas me salen mal, mientras las personas deshonestas, impías son prosperadas y no tienen ningún mal. ¿Vale la pena servir a Dios? Al no tener la respuesta y pensar que estamos perdiendo tiempo, el alma se llena de amargura y resentimiento. Muchas veces nosotros también nos llenamos de amargura cuando comparamos lo que somos o lo que tenemos con lo de los demás y vemos que los demás tienen más y nos llenamos de envidia.

2. AMARGURA POR UNA MALA RELACIÓN FAMILIAR.- (Génesis 26:34,35) “34 Y cuando Esaú era de cuarenta años, tomó por mujer a Judit hija de Beeri heteo, y a Basemat hija de Elón heteo; 35 y fueron amargura de espíritu para Isaac y para Rebeca”.


CONSECUENCIAS DE LA AMARGURA
LAS SIETE CONSECUENCIA QUE PODEMOS DETALLAR SON:
1) EL ENOJO, LA IRA, EL ODIO. (Salmos 37:8) “Deja la ira, y desecha el enojo; No te excites en manera alguna a hacer lo malo”. La persona amargada, siempre está enojada, pelea con todo el mundo y lo peor de todo es que, la mayoría de veces, no sabe el por qué está enojado, no sabe el por qué todo le da rabia. Tiene arranques de ira e insulta al que tiene delante y después sale trastornado con sentimientos de culpa. Detrás del enojo siempre hay algún conflicto no resuelto.

2) LA CRÍTICA. (Mateo 7:1-7) “1 No juzguéis,  para que no seáis juzgados. 2 Porque con el juicio con que juzgáis, seréis juzgados, y con la medida con que medís, os será medido. 3 ¿Y por qué miras la paja que está en el ojo de tu hermano, y no echas de ver la viga que está en tu propio ojo? 4 ¿O cómo dirás a tu hermano: Déjame sacar la paja de tu ojo, y he aquí la viga en el ojo tuyo? 5 ¡Hipócrita! saca primero la viga de tu propio ojo, y entonces verás bien para sacar la paja del ojo de tu hermano”.

La persona que está amargada siempre ve primero, lo negativo o lo feo. Todo el tiempo está criticando y enjuiciando a las personas según su criterio. Nunca puede ver el lado bueno de las cosas y en vez de ver todo color de rosa, ve todo gris. Una persona amargada se ve a sí misma sin valor, con complejos, sucia y por eso proyecta su discernimiento torcido a cualquiera y a todo lo que ven.

3) RELACIONES ROTAS. (1Pedro 1:22-25) “22 Habiendo purificado vuestras almas por la obediencia a la verdad, mediante el Espíritu, para el amor fraternal no fingido,  amaos unos a otros entrañablemente, de corazón puro; 23 siendo renacidos, no de simiente corruptible, sino de incorruptible, por la palabra de Dios que vive y permanece para siempre. 24  Porque: Toda carne es como hierba, Y toda la gloria del hombre como flor de la hierba. La hierba se seca, y la flor se cae; 25 Mas la palabra del Señor permanece para siempre. Y esta es la palabra que por el evangelio os ha sido anunciada”.

Las personas amargadas suelen no tener amistades íntimas y si las consiguen no les dura mucho tiempo. Su forma de pensar y actuar, aleja de ellos todo lo bueno; todo lo que les queda, es la familia natural, y a veces incluso ellos rechazan el compañerismo de esos parientes tan problemáticos.

4) INSENSIBILIDAD. (Mat 22:37-39) “37 Jesús le dijo: Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente. 38 Este es el primero y grande mandamiento. 39 Y el segundo es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti mismo”.

La ruptura de relaciones lleva a la persona a ser insensible. La dureza empieza a invadir el alma. La persona se vuelve inconsciente de las heridas que pueda estar causando a los demás, a través de las palabras, de las actitudes, y de las acciones.
La persona encerrada en sí misma, la influyen sentimientos egocéntricos y no considera los sentimientos y necesidades de otros. Este endurecimiento del alma lleva a la persona a perder la capacidad de sentir y el alma que no siente está muerta. Esta raíz de amargura no solo contamina a la persona que la lleva, sino como hemos dicho varias veces, contamina también a todos aquellos que lo rodean.

5) AISLAMIENTO. (Gálatas 6:9-10) “9 No nos cansemos, pues, de hacer bien; porque a su tiempo segaremos, si no desmayamos. 10 Así que, según tengamos oportunidad, hagamos bien, y mayormente a los de la familia de la fe".
(1Ti 5:7,8) “7 Manda también estas cosas, para que sean irreprensibles; 8 porque si alguno no provee para los suyos, y mayormente para los de su casa, ha negado la fe, y es peor que un incrédulo.
La amargura lleva a menudo a una persona a aislarse. Prefiere la soledad a estar acompañado. Este comportamiento no es normal, porque Dios nos hizo gregarios, nos hizo con la necesidad de estar con otros; cuando creó a Adán dijo: "No es bueno que el hombre esté solo" y creó a Eva para que fuera su compañera. Así que si tú eres uno de esos que siempre busca estar a solas, mira dentro de tu alma, porque puedes tener amargura.

6) LA DEPRESIÓN. (Salmos 119:28) “Se deshace mi alma de ansiedad; Susténtame según tu palabra”. (1Pedro 5:6-9) “6 Humillaos, pues, bajo la poderosa mano de Dios,  para que él os exalte cuando fuere tiempo; 7 echando toda vuestra ansiedad sobre él,  porque él tiene cuidado de vosotros. 8 Sed sobrios, y velad; porque vuestro adversario el diablo, como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar; 9 al cual resistid firmes en la fe, sabiendo que los mismos padecimientos se van cumpliendo en vuestros hermanos en todo el mundo”. Una persona de manera natural no se amarga de un día para otro, sino que entra en un proceso. Primero recibe una ofensa y no perdona, al no perdonar, la ofensa se transforma en Ira, posteriormente, la Ira se transforma en resentimiento y el resentimiento da lugar a la amargura; sí la amargura no la eliminamos, dará paso a la depresión y si no eliminamos la raíz del problema, en algunos casos, lleva al suicidio y a la muerte.

7) LAS ENFERMEDADES. (Éxodo 15:26) “y dijo: Si oyeres atentamente la voz de Jehová tu Dios, e hicieres lo recto delante de sus ojos, y dieres oído a sus mandamientos, y guardares todos sus estatutos, ninguna enfermedad de las que envié a los egipcios te enviaré a ti;  porque yo soy Jehová tu sanador”. En el estudio de la psicología, se conocen enfermedades con el nombre de enfermedades Psicosomáticas, que son afecciones en el alma que se reflejan en el cuerpo. En el aspecto espiritual, se puede entender que pueden existir problemas en el alma, reflejándose en el cuerpo a través de enfermedades. Las enfermedades son inevitables y normalmente numerosas en las personas amargadas.

Las drogas, los medicamentos, pueden aliviar los síntomas durante algún tiempo, pero no quitaran la fuente de la amargura y por tanto seguirá sufriendo la agonía de la enfermedad. Pudiera ser que al llegar a este punto, ya te sientas perfectamente identificado con todo lo que estoy diciendo y te estarás dando cuenta que hay amargura en tu alma.

La Biblia dice en (Proverbios 14:10) "El corazón conoce la amargura de su alma; Y extraño no se entremeterá en su alegría."
Hasta este punto ya sabes lo que es la amargura, sabes de sus causas y sus consecuencias, pero quiero en este momento decirte lo que la biblia dice de la amargura.


¿QUE DICE LA BIBLIA DE LA AMARGURA?.
(Hebreos 12:14,15) "Seguid la paz con todos, y la santidad, sin la cual nadie verá al Señor. Mirad bien, no sea que alguno deje de alcanzar la gracia de Dios; que brotando alguna raíz de amargura, os estorbe, y por ella muchos sean contaminados"

La primera cosa que encontramos en este pasaje es que tenemos que mirar bien dentro de nuestros corazones hasta hallar la amargura (1Pe 3:14-17) “14 Más también si alguna cosa padecéis por causa de la justicia, bienaventurados sois. Por tanto, no os amedrentéis por temor de ellos, ni os conturbéis, 15 sino santificad a Dios el Señor en vuestros corazones, y estad siempre preparados para presentar defensa con mansedumbre y reverencia ante todo el que os demande razón de la esperanza que hay en vosotros; 16 teniendo buena conciencia, para que en lo que murmuran de vosotros como de malhechores, sean avergonzados los que calumnian vuestra buena conducta en Cristo. 17 Porque mejor es que padezcáis haciendo el bien, si la voluntad de Dios así lo quiere, que haciendo el mal”.

1. Necesitamos hacer una minuciosa búsqueda. No es casualidad que el texto comience diciéndonos: "Mirad bien...". A veces nos metemos en serios problemas por no mirar bien. No es fácil encontrar la raíz de la amargura. Bien pudiera esconderse detrás de una máscara de falsedad, que nos dice constantemente: "No pasa nada, no tienes nada".

2. Necesitamos sacar la amargura completamente. No existe otra manera de sacar la amargura, que la de perdonar a la persona que te ha hecho daño.
En (Efesios 4:31,32) "Quítense de vosotros toda amargura, enojo, ira, gritería y maledicencia, y toda malicia. Antes sed benignos unos con otros, misericordiosos, perdonándoos unos a otros, como Dios también os perdonó a vosotros en Cristo”.
Aquí está el secreto para quedar sano de la amargura. Tienes que perdonar completamente a la persona que te ha hecho daño. Tu amargura te hace mas daño a ti que a la otra persona.

3. Necesitamos reemplazar lo sacado. (Hebreos 12:14) comienza diciéndonos: "Seguid la paz con todos, y la santidad, sin la cual nadie verá al Señor". No es suficiente que matemos la raíz de amargura, debemos anhelar la paz con nuestros hermanos. Debemos desear vivir reconciliados.

PREDICA en Lerma por: PASTOR Víctor R. Preciado Balderrama
Hola hermanos les saludo con mucho amor en el Nombre de Nuestro Señor Jesucristo, y con un solo propósito de que sean edificados sus vidas y sus ministerios, me gozo el saludarles y el que Dios me dé la oportunidad de servirles si me lo permiten, y con todo respeto a su doctrina o denominación, mi único interés es que corra la Sana Doctrina de Cristo, estoy ofreciendo:
MATERIALES BÍBLICOS GRATIS Todo es completamente gratis, como escritor de estos materiales te voy a dar los originales para que tú le pongas el nombre de tu Iglesia o tu ministerio o le hagas las modificaciones que a ti te parezcan convenientes. Mi interés es que me des la oportunidad de servirles pues me queda muy claro que mi llamado no es de ser titular sino el de servir y que la Sana Doctrina de Cristo corra como un río poderoso arroyando toda basura de ignorancia.
Por favor si les interesan estos materiales escríbanme pidiéndomelos a cualquiera de los siguientes correos, y con mucho gusto y en el amor a Cristo se los enviaré inmediatamente sin cuestionar nada y que el Espíritu Santo los dirija y los lleve por buen camino, solo les pido en este mismo amor NO LO VENDAN: lo recibes de gracia dalo de gracia.
También les invito con mucho respeto a todas sus creencias a visitar el BLOGSPOT que Dios me ha regalado y que, con mucho amor he puesto algunos estudios que Dios me ha regalado en revelación, Efesios 3:8.

http://viclaly5757.blogspot.com/?spref=fb  / viclaly5757.blogspot.com
Publicar un comentario