jueves, 2 de junio de 2016

“LA LIBERTAD NO ES PARA QUE PEQUEMOS”

Miércoles, 01 de Junio de 2016
EL FRUTO DEL ESPÍRITU SANTO
“LA LIBERTAD NO ES PARA QUE PEQUEMOS
LECCIÓN DE TEMPLANZA #1 (1Corintios 6:11-20)
LOS PROPOSITOS DE ESTAS SIETE LECCIÓNES DE TEMPLANZA:
Estudiaremos la última característica del fruto del Espíritu Santo, esta característica del fruto es LA TEMPLANZA. ¿Qué es la templanza? Esta parte de la característica en nosotros consiste en moderar los apetitos cómo seres humanos. Es sinónimo de sobriedad, continencia, moderación y prudencia. No es una mera actitud de moderación, es más bien dominio propio que surge como resultado de la autodisciplina.
¿EN QUE NECESITAMOS TEMPLANZA?
1.   Sobre la concupiscencia de la carne. (1 Corintios 6:12) “Todas las cosas me son lícitas, mas no todas convienen; todas las cosas me son lícitas, más yo no me dejaré dominar de ninguna”.
2.   Sobre la lengua. (Santiago 3:1-6) “1 Hermanos míos, no os hagáis maestros muchos de vosotros, sabiendo que recibiremos mayor condenación. 2 Porque todos ofendemos muchas veces. Si alguno no ofende en palabra, éste es varón perfecto, capaz también de refrenar todo el cuerpo. 3 He aquí nosotros ponemos freno en la boca de los caballos para que nos obedezcan, y dirigimos así todo su cuerpo. 4 Mirad también las naves; aunque tan grandes, y llevadas de impetuosos vientos, son gobernadas con un muy pequeño timón por donde el que las gobierna quiere. 5 Así también la lengua es un miembro pequeño, pero se jacta de grandes cosas. He aquí, ¡cuán grande bosque enciende un pequeño fuego! 6 Y la lengua es un fuego, un mundo de maldad. La lengua está puesta entre nuestros miembros, y contamina todo el cuerpo, e inflama la rueda de la creación, y ella misma es inflamada por el infierno”.
3.   A los conocimientos adquiridos. (2 Pedro 1:5-7) “5 vosotros también, poniendo toda diligencia por esto mismo, añadid a vuestra fe virtud; a la virtud, conocimiento; 6 al conocimiento, dominio propio; al dominio propio, paciencia; a la paciencia, piedad; 7 a la piedad, afecto fraternal; y al afecto fraternal, amor”.
ILUSTRACIONES PRÁCTICAS DE LA TEMPLANZA.
1.   La auto disciplina de los atletas. Para ganar trofeos materiales (1 Corintios 9:25) “Todo aquel que lucha, de todo se abstiene; ellos, a la verdad, para recibir una corona corruptible, pero nosotros, una incorruptible”.
2.   Los cristianos para ganar la carrera espiritual emprendida (Hebreos 12:1).
3.   Los metales que tienen que ser templados para resistencia (1Pedro 1:7).
4.   La palmera que la doblega el huracán, pero luego se endereza.
EL AUXILIO DEL ESPÍRITU SANTO.
1.   Nos provee el fruto de la templanza que nos ayuda a hacer morir los deseos, impulsos y tendencias de la carne.
2.   Nos provee de sobriedad (Tito 2:2) “Que los ancianos sean sobrios, serios, prudentes, sanos en la fe, en el amor, en la paciencia”.
3.   Nos da espíritu de dominio propio (2 Timoteo 1:7) “Porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio”.
El estudio del fruto del Espíritu Santo lo ubica a uno en una posición contraria a las obras de la carne. La única manera en que el hombre es liberado de los vicios de la carne es entregando totalmente su vida al Señor Jesucristo.
PROPOSITO DE ESTA LECCIÓN: Para que nosotros, los que somos creyentes en Jesucristo, no seremos esclavos del placer físico. Cuando el conflicto surja en nuestro propio interior, miraremos hacia arriba, y por el Poder del Espíritu de Jehová Dios, nos libraremos de los deseos del cuerpo. Nada nos dominará. Sin la revelación clara de nuestra culpa y peligro nunca entenderíamos el valor de la salvación de Cristo, pero cuando se nos da a conocer correctamente, empezamos a entender el valor del Redentor. Tendríamos visiones más plenas del Redentor y afectos más vivos por Él si oráramos más por el Espíritu Santo y dependiésemos más de Él.
¿QUÉ ES LA TEMPLANZA?
Definición:  La Templanza es dominio propio – la capacidad de frenar los instintos,          apetitos e impulsos para poder servir a Jesucristo con sobriedad y disciplina.
LA TEMPLANZA ES UN FRENO INTERIOR. ¿Qué pasa cuando los frenos de un carro se dañan?  No hay control del vehículo.  ¡No importa la calidad del motor o el color lindo, termina chocado contra la pared! Es así en la vida ministerial. A pesar de nuestros dones, talentos, y pasión para Cristo, si no tenemos Templanza, dominio propio, un freno interior, terminamos en el fracaso. 
¿PARA TI, CUÁL DE LOS TRES ES MÁS DIFÍCIL FRENAR? La Templanza es poder espiritual para…
1. FRENAR LOS DESEOS DE LA CARNE. (Gal. 5:16,17) “…Andad en el Espíritu, y no satisfagáis los deseos de la carne.  Porque el deseo de la carne es contra el Espíritu, y el del Espíritu es contra la carne; y estos se oponen entre sí, para que no hagáis lo que quisiereis”.
2. FRENAR LA LENGUA. (Salmo 39:1) “Yo dije:  Atenderé a mis caminos, Para no pecar con mi lengua; guardaré mi boca con freno…
3. FRENAR LA IRA. (Prov. 29:11) “El necio da rienda suelta a toda su ira…” 
(Prov. 16:32) “Mejor es el que tarda en airarse que el fuerte; y el que se enseñorea de su espíritu, que el que toma una ciudad.”
__________________________________________________________________.
Ejemplo de (la falta de…) Templanza en el Ministerio
EL CRISTIANO FOGOSO, es un evangelista fogoso, con una unción terrible.  Sale a las calles para predicar, y tiene una gracia para llegar al corazón de la gente. Muchas veces recibe palabras de ciencia, para poder llegar directo al problema que tiene una persona, y ganarla para Cristo.  Llora y grita y clama en oración, y adora al Señor con saltos de alegría.  En su entusiasmo, a veces él dice cosas inapropiadas, y parece que le cuesta controlar la lengua y ejercer la indiscreción. Especialmente cuando está molesto, no tiene pelo en la lengua.
AL CRISTIANO FOGOSO le gusta “andar en el espíritu-carnal” y por esto, no planifica con anticipación. Siempre improvisa, y muchas veces se le ven las costuras en sus actividades. Hay unción, pero también hay caos. Siempre que hay una actividad nueva, él dice que “sí” sin pensar, y a veces se compromete con dos o tres eventos en el mismo día, y se olvida promesas que ha hecho. Y cuando trata de organizar un evento evangelístico, no se toma tiempo para planificar con anticipación, y muchas veces hay un desorden terrible. Nadie sabe ¿Quién va a poner el sonido? ¿Quién va a poner la carpa?, ni ¿Dónde tiene que llegar?, y ni ¿A qué hora? Después de ministrar, cuando se le baja la adrenalina espiritual, EL CRISTIANO FOGOSO a veces se deprime mucho.  En su desanimo, deja de congregarse a veces por muchas semanas, y cae en ciertas tentaciones una y otra vez, especialmente en el área de pureza sexual.  En otras áreas también, le falta la disciplina.  Sus finanzas son hechas un desastre, y muchas veces come demasiado. Se deja llevar mucho por sus sentimientos, o sean buenos o malos. 
EL CRISTIANO FOGOSO es un evangelista ungido, pero le falta la TEMPLANZA.
¿Cómo observamos la falta de templanza en la vida cristiana?
¿Ministras con la Templanza del Espíritu Santo?
PREGÚNTATE LO SIGUIENTE…
•      ¿A veces eres muy impulsivo – tomando decisiones rápidas sin pensarlas bien?
•      ¿Te cuesta morderte la lengua cuando piensas decir algo?
•      ¿Caes en las mismas tentaciones una y otra vez?
•      ¿Te cuesta limitar tus apetitos sexuales?
•      ¿A veces olvides de compromisos que has hecho?
•      ¿Planificas tus actividades con una agenda?
•      ¿Sigues un presupuesto para el uso de tu dinero?
•      ¿Muchas veces dejas de planificar antes de hacer algo, e improvisas?
•      ¿Te dejas llevar por los sentimientos muchas veces?
•      ¿Te cuesta ser disciplinado en tu uso de tiempo, tus hábitos de comer y gastar              dinero?
SI NO FRENAMOS, DE SEGURO QUE CHOCAMOS…
•      Si no frenamos la lengua - Nos metemos en argumentos necios en las reuniones
•      Si no frenamos los deseos sexuales - Caemos en el pecado.
•      Si no frenamos nuestros deseos materiales – Nos metemos en deudas
•      Si no frenamos nuestro deseo de comer -- Terminamos gordos.
•      Si no frenamos nuestros compromisos – Nos agotamos y llegamos tarde.
•      Si no frenamos nuestras emociones – Sufrimos bajones terribles.
•      Si no frenamos nuestra rabia -  Nos enfadamos y gritamos.
OBSERVACIÓN
11) ¿En quienes hemos sido lavados, santificados y justificados? R: en el nombre del Señor Jesús, y por el Espíritu de nuestro Dios.
12a) ¿Cuál es la respuesta sabia cundo alguien te dice que todas las cosas te son lícitas? R: mas no todas convienen.
12b) ¿Cuál es el verdadero carácter y actitud ante todas las cosas te son lícitas? R: Más yo no me dejaré dominar de ninguna.
13) Sabemos esto porque Escrito está que; Las viandas para el vientre, y el vientre para las viandas; pero tanto al uno como a las otras destruirá Dios. Pero: ¿Qué dice Jehová Dios por medio de Pablo respecto al cuerpo? R: Que el cuerpo no es para la fornicación, sino para el Señor, y el Señor para el cuerpo.
14) Si Jehová Dios levantó a Jesús ¿Qué hará también con nosotros? R: Nos levantará con su Poder.
15) ¿No sabéis que vuestros cuerpos son miembros de Cristo? ¿Quitarás, pues, los miembros de Cristo y los harás miembros de una ramera? R: De ningún modo.
16) ¿Qué es lo que dice en la Escritura cuando alguien se ha unido con una ramera? R: Los dos serán una sola carne.
17) En cambio ¿Qué pasa el que se une con Jehová Dios y nuestro Señor Jesucristo? R: un espíritu es con Él.
18) Jehová Dios es muy claro y directo cuando nos dice por medio de Pablo que huyamos de la fornicación ¿Cuál es el énfasis que hace Jehová Dios respecto a la fornicación? R: más el que fornica, contra su propio cuerpo peca.
19) ¿Cuál es la pregunta que directamente hace Jehová Dios respecto a tu cuerpo? R: ¿O ignoráis que vuestro cuerpo es templo del Espíritu Santo, el cual está en vosotros, el cual tenéis de Dios, y que no sois vuestros?
20) Entonces si sabes esto que has sido comprado con precio de Sangre ¿Cómo dice Jehová Dios que lo debes de honrar? R: glorificad, pues, a Dios en vuestro cuerpo y en vuestro espíritu, los cuales son de Dios.
INTERPRETACIÓN
11) ¿Qué significa haber sido lavado, santificado y justificado en el nombre del Señor Jesús, y por el Espíritu de nuestro Dios? R: significa que nadie va al Padre si no es a través de Jesucristo, entonces su Palabra lava, santifica y Jesucristo justifica (Juan 15:3;17:17).
12) ¿Qué quiere decir lícito? R: Que está permitido por la ley o es conforme a la moral.
13) ¿Qué significa viandas? R: Alimento que sirve de sustento al cuerpo.
13) ¿Qué quiere decir fornicación? R: sexo fuera del matrimonio, también se fornica en lo espiritual cuando agregas o quitas a las Sagradas Escrituras.
14) ¿Qué significa que Jehová levanto a Jesús? R:  que con su Poderoso Espíritu lo resucito.
14) ¿Qué quiere decir que también a nosotros nos levantará con su poder? R: Quiere decir que todo estábamos muertos en nuestros pecados y su Poder en las Sagradas Escrituras nos levanta.
15) ¿Qué significa que tu cuerpo sea miembro del Cuerpo de Cristo? R: que soy un miembro de su Iglesia aquí en la tierra.
16) ¿Qué quiere decir unirse a la ramera? R: que forniques con una falsa enseñanza o sexualmente fuera del matrimonio.
17) ¿Qué significa unirte con Jesucristo? R: Que seremos uno con el Padre Jehová Dios.
18) ¿Qué quiere decir huir de la fornicación? R: obedecer las Sagradas Escrituras lo que Jehová Dios dice en ellas.
19) ¿Qué significa que nuestro cuerpo no es nuestro? R: Significa que es solo prestado.
20) ¿Qué quiere decir que fuiste comprado con precio de Sangre? R: Que Jesús tubo que morir y derramar su Sangre para comprar mi vida que le pertenecía al diablo.
APLICACIÓN
11) ¿Quién es el Espíritu de Dios? R: Jehová Dios porque Él es Espíritu.
11) ¿Cómo puedes sentir el Poder del Espíritu de Dios? R: Obedeciendo las Sagradas Escrituras.
12) ¿Qué te ha permitido Jehová Dios ver que no te conviene? R: rostizar malos pensamientos.
12) ¿Cómo le haces para no dejarte dominar por alguna cosa que sabes que no te conviene hacer? R: Orándole a Jehová Dios por medio de Jesucristo que el Espíritu Santo me ayude a no caer en ninguna de las concupiscencias que me quieran alcanzar.
13) ¿Hasta dónde eres responsable con tu cuerpo que te ha prestado Jehová Dios? R: Primeramente, sometiendo los gustos de la carne a la obediencia en Jesucristo; En segundo lugar, alimentando bien mi alma con la Sana Doctrina de Cristo y así mi cuerpo esté sano; En tercer lugar, vigilando la oración para no dejar de orar sin cesar.
14) ¿Te ha levantado Jehová Dios como levanto a Jesús? R: Me levantó de entre los muertos en mis delitos y pecados. Medió vida en Jesucristo y ahora estoy en Él.
15) ¿No sabéis que nuestros cuerpos son miembros de Cristo? SÍ. Entonces ¿Quitarás, pues, los miembros de Cristo y los harás miembros de una ramera?  R: De ningún modo.
16) ¿Sabes cuantas rameras conoces para poderte cuidar de ellas? R: religión falsa, idolatría y sexo ilícito.
17) ¿Cuáles cosas puedes hacer para unirte en espíritu con Jehová Dios y Jesucristo? R: Escudriñar con entendimiento las Sagradas Escrituras para poder obedecer sin error.
18) ¿De qué manera estas huyendo de la fornicación? R: Cuidando que mi cuerpo no sea contaminado.
19) ¿Cómo puedes conservar tu cuerpo para que el Espíritu Santo esté bien? R: Alimentando mi alma diariamente con la Sana Doctrina de Cristo.
20) ¿Cómo glorificas a Jehová Dios en tu cuerpo? R: Escudriñando las Sagradas Escrituras para establecer límites de lo que no me edifica ni me conviene hacer.
Publicar un comentario