jueves, 4 de febrero de 2016

“LA SALVACIÓN DE LOS GENTILES”

“LA SALVACIÓN DE LOS GENTILES

LECCIÓN DE BONDAD 7 (Romanos 11:15-24)
PROPOSITO DE ESTA LECCIÓN: Es para que estemos convencidos que los cristianos estamos llenos con un espíritu bueno y afectuoso, y de conocimiento. Jehová Dios nos ha Escrito para recordarnos nuestros deberes y nuestros peligros, porque Jehová Dios nos ha nombrado ministros de Jesucristo para los gentiles. Como el apóstol Pablo les predicó en su tiempo cuando el habitó en la tierra; pero lo que los convirtió en sacrificios para Jehová Dios fue su santificación; no la obra de Pablo, sino la obra del Espíritu Santo: las cosas impías nunca pueden ser gratas para Jehová Dios, porque Él es un Dios Santo. El evangelio es la riqueza más grande en todo lugar donde esté. Por tanto, así como el justo rechazo de los judíos incrédulos fue la ocasión para que una multitud tan inmensa de gentiles se reconciliara con Dios, y tuviera paz con Él, la futura recepción de los judíos en la Iglesia significará un cambio tal que se parecerá a la resurrección general de los muertos en pecado a una vida de justicia. Las conversiones de las almas pertenecen a Jehová Dios; por tanto, ser herramientas en las manos Poderosas de Jesucristo es de lo que nos podemos gloriar igual que el apóstol Pablo; no de las cosas de la carne. Pero, aunque el apóstol Pablo era un gran predicador, no podía hacer obediente a ninguna alma, porque el único que convence es el Espíritu Santo acompañara sus labores de apóstol. Procuró principalmente el bien de los que estaban en tinieblas. Sea cual fuere el bien que hagamos, es Jesucristo quien lo hace por nosotros. Los gentiles fueron injertados en este árbol en lugar de ellos, siendo admitidos en la Iglesia de Dios. Hubo multitudes hechas herederos de la fe, de la santidad y de la bendición de Abraham. El estado natural de cada uno de nosotros es ser silvestre por naturaleza. La conversión es como el injerto de las ramas silvestres en el buen olivo. El olivo silvestre se solía injertar en el fructífero cuando éste empezaba a decaer, entonces no sólo llevó fruto, sino hizo revivir y florecer al olivo decadente. Los gentiles, de pura gracia, fueron injertados para compartir las ventajas. Por tanto, debían cuidarse de confiar en sí mismos y de toda clase de orgullo y ambición; no fuera a ser que, teniendo sólo una fe muerta y una profesión de fe vacía, se volvieran contra Dios y abandonaran sus privilegios. Si permanecemos es absolutamente por la fe; somos culpables e incapaces en nosotros mismos y tenemos que ser humildes, estar alertas, temer engañarnos con el yo, o de ser vencido por la tentación.

OBSERVACIÓN
15) ¿Cuál es la pregunta por causa de la exclusión de las primicias del pueblo de Dios? R: ¿qué será su admisión, sino vida de entre los muertos?
16) ¿Qué dice la Sana Doctrina de Cristo que si las primicias y la raíz son santas? R: también lo es la masa restante; también lo son las ramas.
17) ¿Qué es lo que somos participantes cuando en las ramas naturales fueros desgajadas para que fuéramos injertados? R: de la raíz y de la rica savia del olivo.
18) ¿Qué debemos de saber para no jactarnos de las ramas naturales que fueron desgajadas? R: sabe que no sustentas tú a la raíz, sino la raíz a ti.
19) ¿Qué es lo que podemos decirles a las ramas naturales? R: fueron desgajadas para que yo fuese injertado.
20) ¿Qué debemos de hacer, si sabemos que las ramas naturales fueron desgajadas por su incredulidad y nosotros por la fe estamos de pie? R: No te ensoberbezcas, sino teme.
21) ¿Qué es lo que debemos de saber si a las ramas naturales no les perdonó? R: a ti tampoco te perdonará.
22) ¿Cómo debemos de entender la bondad y la severidad de Dios? R: la severidad ciertamente para con los que cayeron, pero la bondad para contigo, si permaneces en esa bondad; pues de otra manera tú también serás cortado.
23) ¿Por qué las ramas naturales pueden ser injertadas nuevamente si dejan la incredulidad? R: pues poderoso es Dios para volverlos a injertar.
24) ¿Cuál es la pregunta, en cuanto nosotros fuimos cortados del olivo silvestre y fuimos injertados contra la naturaleza en el buen olivo? R: ¿cuánto más éstos, que son las ramas naturales, serán injertados en su propio olivo?

INTERPRETACIÓN
15) ¿Qué significa exclusión? R: el rechazo del pueblo de Dios.
16) ¿Qué quiere decir primicias? R: el judío por nacimiento herencia de Abraham.
17) ¿Qué significa desgajadas? R: que arrancaron ramas del tronco.
17) ¿Qué quiere decir olivo silvestre? R: que se cría naturalmente en el campo.
18) ¿Qué significa jactarse? R: alabarse a sí mismo por que Dios nos escogió para injertarnos en lugar de ellos.
20) ¿Qué quiere decir incredulidad? R: Oponerse y rechazar todo lo que tiene que ver con Jesús.
22) ¿Qué significa Bondad de Dios? R: La calidad de ser bueno, con inclinación de siempre buscar el bien y con suavidad de carácter.
22) ¿Qué quiere decir la severidad de Dios? R: Una actitud con rigidez para hacer cumplir su Ley, con cero tolerancias.

APLICACIÓN
15) ¿Cómo le puedes agradecer a Jehová Dios por haberte dado vida entre los muertos del mundo donde Jehová Dios te saco y te reconcilió en Jesucristo, injertándote en Él? R: Obedeciéndolo como mi Señor y Salvador.
16) ¿Cómo puedes saber que tú estás injertado en Jesucristo? R: por el fruto y no las obras de la carne.
17) ¿Cuál es la rica savia del olivo, que es Jesucristo en tu vida? R: La Sana Doctrina de Cristo que es la Palabra de Dios que salió de su Boca, que lava mi alma.
20) ¿Cómo te puedes alejarte de la soberbia y acercarte al temor de Dios? R: Poniendo por obra la Sana Doctrina de Cristo en mi vida diaria.
21) ¿Cómo manejas tu temor a Dios sabiendo que Dios no perdonó a las ramas naturales, y que a ti tampoco te perdonará? R: Esforzándome en obedecerle en todo.
22) ¿Cómo tomas en cuenta la bondad y la severidad de Dios en tu vida? R: Poniendo en práctica y tomando, estudiando diariamente, el manual de su Palabra que Dios me dio para mi bienestar.
24) ¿Quieres que oremos cada uno de nosotros para agradecerle a Jehová Dios por habernos arrancado del olivo silvestre y habernos injertado en el buen olivo? R: Si.

Por rechazar el evangelio y por indignarse por la predicación a los gentiles, los judíos se volvieron enemigos de Dios. Aunque en la actualidad son enemigos del evangelio, por su odio a los gentiles, cuando llegue el tiempo de Dios, esto no existirá más, y el amor de Dios por sus padres será recordado. La gracia verdadera no procura limitar el favor de Dios. Los que hallan misericordia deben esforzarse para que por su misericordia otros también puedan alcanzar misericordia.
Publicar un comentario