viernes, 30 de noviembre de 2012

LA SANA DOCTRINA Y MUCHAS IGLESIAS


LA SANA DOCTRINA Y MUCHAS IGLESIAS
                                                                    
INTRODUCCION:
Hay muchos ministerios y muchas iglesias, obviamente hay bastantes que hacen una obra tremenda; sin embargo hay una sola “SANA DOCTRINA DE JESÚS”, que significan las sanas enseñanzas de Jesús, por consiguiente no podemos pretender que todo lo que se enseña está en línea o en rema con la palabra de Dios que fue inspirada por el Espíritu Santo, con el evangelio en la Biblia o bien en línea con el nuevo pacto, de tal forma que no todo aquel que dice que esta predicando el evangelio, este realmente predicando el verdadero evangelio.

Pablo hizo una advertencia y llamó en 1 Corintios 1:10 a lo siguiente: “os ruego, pues hermanos, por el nombre de nuestro Señor Jesucristo, que habléis todos una misma cosa; y que no haya entre vosotros divisiones, sino que estéis perfectamente unidos en una misma mente y en un mismo parecer” esto implica tener un mismo pensamiento, una misma doctrina, hablar una misma cosa, etc.

Lamentablemente, hemos visto que existe un gran fanatismo dentro de la iglesia, y es muy común dentro el pueblo de Dios que asiste a una iglesia, que algunos (sino la mayoría) lo hacen por razones equivocadas, veamos algunas:

Nos acostumbramos a visitar un lugar determinado
Existen buenas amistades en esta congregación
Esta iglesia esta cerca, de donde vivo
Soy muy amigo del pastor
Aquí  nos tratan con cariño

Razones como estas hacen que el  evangelio se convierta en una costumbre social, pero este  no es verdaderamente poder de Dios, el poder de Dios se encuentra en el evangelio Romanos 1:16,  estas razones llevan a los hijos de Dios hacia un acomodamiento a ciertas circunstancias.  Pero todo hijo de Dios se debe de cuidar, para no caer en esa comodidad, no nos debemos dejar llevar por sentimientos sin tomar en cuenta la verdad del evangelio.

Una pregunta que es bueno que nos hagamos en este momento de este estudio es la siguiente: ¿Será que a Dios le agradan los buenos sentimientos? O ¿será que a Dios le agrada la predicación del verdadero evangelio?  No podemos manipular a Dios con buenos sentimientos, por el contrario nosotros si somos manipulables, para Dios es mas importante su palabra que los buenos sentimientos, de tal forma que los buenos sentimientos no pueden opacar la sana doctrina de Dios; en esto tenemos que ser celosos, o sea que para Dios es simplemente por la palabra no por sentimientos de hombre alguno, por consiguiente no es porque nos caiga bien un pastor, o un hermano que vamos a permanecer con él, o en el ministerio donde él está, lo importante es caminar conforme a la sana doctrina, debido a que si un ministerio no camina con la sana doctrina entonces no le hace bien a los que allí asisten, sino que se les está haciendo un mal.

Si fomentamos el amor en nuestros ministerios, eso es algo excelente y trascendental, sin embargo, el amor cubrirá multitud de pecados dice la Biblia, pero no puede cubrir la sana doctrina, cuando se trata de sana doctrina allí yo no puedo amar más que Dios, ya que Dios por su amor nos dio la sana doctrina en la Biblia.

LO QUE NO ES SANA DOCTRINA ES FABULA
Veamos lo que dice la Biblia en 2 Timoteo 4:1-8 “Te encarezco delante de Dios y del Señor Jesucristo, que juzgará a los vivos y a los muertos en su manifestación y en su reino, que prediques la palabra; que instes a tiempo y fuera de tiempo; redarguye, reprende, exhorta con toda paciencia y doctrina.  Porque vendrá tiempo cuando no sufrirán la sana doctrina, sino que teniendo comezón de oír, se amontonarán maestros conforme a sus propias concupiscencias, y apartarán de la verdad el oído y se volverán a las fábulas.  Pero tu sé sobrio en todo, soporta las aflicciones, haz obra de evangelista, cumple tu ministerio.  Porque yo ya estoy para ser sacrificado, y el tiempo de mi partida está cercano.  He peleado la buena batalla, he acabado la carrera, he guardado la fe.  Por lo demás, me esta guardada la corona de justicia, la cual me dará el Señor, juez justo, en aquel día; y no solo a mi, sino también a todos los que aman su venida”

Aquí pablo es tajante, dice que no es encarecernos delante de otro hombre, es delante de Dios mismo, lo que implica que  estamos tratando con aspectos mayores, es Dios y usted, no es algún hombre y usted.

Lo que significa doctrina es enseñanza. Pablo enfatiza claramente,  que  si no es sana doctrina entonces  es fabula, vemos que ha proliferado en el ambiente religioso aseveraciones como: “yo pienso”, “yo creo”, “Dios me dijo”, “yo soñé”, pero si buscamos en la palabra de Dios las mayoría de veces lo que se piensa, lo que supuestamente Dios les dijo o  lo que soñaron, no esta de acuerdo a la  palabra de Dios, entonces no son mas que fabulas, o sea que son un cuento de hadas;  hermanos, sino esta escrito en la palabra, entonces no es un reflejo de lo que hay en el Espíritu. Muchas personas piensan que es como ellos creen, NO, lo que es del Espíritu es lo que esta escrito en la Biblia, por eso es tan importante andar conforme a la verdad del evangelio; Es común en la actualidad que se hable de muchas cosas que supuestamente son espirituales, pero que no están en la Biblia, entonces lo que se habla son fabulas o cuentos inventados por hombres.  

Ahora bien, debemos de entender que es fe, leamos Hebreos 11:1 “Es, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve”  que interesante es entender  que lo que no se ve, no implica que porque no se ve no existe. Por ejemplo: cuando decimos que estamos bendecidos Efesios 1:3,  sin embargo hay ocasiones en que no nos sentimos o nos vemos bendecidos, pero como la palabra lo dice yo lo creo; o sea en el ámbito espiritual así estamos, Bendecidos con toda bendición espiritual, nos tenemos que basar en  las cosas que nos se ven,  pero que sin embargo si están escritas en la Biblia,  y no de un cuento, o en una fabula inventada por un hombre;  en Dios, todo se manifiesta por la fe, pero lógicamente esta escrito en la Biblia, todo lo habido, lo creado, lo por crearse fue creado por el y para el Romanos 11:36.

Por el contrario, que mal seria seguir una enseñanza que Dios no creo;  Algo que sea sentimiento o imaginación humana, entonces estaríamos siguiendo una fabula, o un cuento de hadas, inventado por un hombre y no la sana doctrina contenida en la Biblia.

En este pasaje, dice Pablo que vendrán tiempos en que se inventarán un montón de doctrinas de hombres, hechas por su propia carne o concupiscencia.   Que de su propia carne se inventarían unos cuentos o fabulas, por ejemplo: “yo pienso que esto es así”, “yo soñé”, o “Dios me dijo”, si Dios nos enseña por medio de la palabra olvídese de todo esto. Es imperativo acotar que: Todo lo que Dios nos quiere decir ya esta escrito, lo que dice aquí Pablo es que habrán tiempos donde a la gente no le interesará lo que esta escrito sino que se basaran en doctrinas de hombres, donde se entusiasmarían por medio de cuentos o fabulas, y lamentablemente  yo lo veo en la actualidad en una gran cantidad de ministerios o iglesias, por el contrario el estudioso se da cuenta de esto y se ocupa de enseñar sana doctrina.  Por mas bonito que se vean las cosas, por mas bonito que se vea un lugar;  pero se siente algo que no esta bien, o se manifiesta que no se esta de acuerdo a la sana doctrina, entonces salga inmediatamente de allí.

La promesa del señor era que nos enviaría al consolador para conocer toda la verdad Juan 16:7-13,  por eso dice: “conoceréis la verdad y la verdad os hará libres” Juan 8:32, pero si no hay sana doctrina no se camina en libertad, sino en esclavitud

EL EJEMPLO DEL APOSTOL PABLO

Pablo dice lo que Dios me revelo lo he guardado, esto porque Pablo tenia buen proceder, caminaba en santidad, leamos 1 Corintios 1:2 “a la iglesia de Dios que está en Corinto, a los santificados en Cristo Jesús, llamados a ser santos con todos los que en cualquier lugar invocan el nombre de nuestro Señor Jesucristo, Señor de ellos y nuestro”,  el evangelio si es efectivo,   Vemos aquí la sana doctrina., Pablo cuando le escribe a  Santificados pero los insta a proceder de acuerdo a esa santificación, por eso dice que son llamados a ser santos o sea apartados para Dios.  Pablo menciona la sana doctrina,  para aplicarla en nuestra conducta, en nuestra conducta  es donde se debe aplicar la sana doctrina.

Otra cosa importante es que todo hijo de Dios debe comprender lo que es sabiduría, y lo que es inteligencia:

Sabiduría es: Tener conocimiento de algo
Inteligencia es: Poner en práctica el conocimiento que se tiene

Vemos que hay gente sabia y gente inteligente, por Ejemplo: saber que se tiene que hacer algo, eso es sabiduría;  y cuando se ejecuta eso es, que se esta siendo inteligente. Dicho de otra manera sabio es aquel que posee conocimiento e inteligente es aquel que lo aplica.

Nosotros tenemos que sabios pero sobre todo inteligentes para aplicar todo el conocimiento que Dios nos da en su palabra, lo que implica que el paquete completo para nosotros es doctrina pero con proceder, proceder derivado de la doctrina en el evangelio.
LA BLASFEMIA CONTRA LA PALABRA DE DIOS

Leamos ahora a Tito 2:1-5 que dice: “Pero tu habla lo que está de acuerdo con la sana doctrina.  Que los ancianos sean sobrios, serios, prudentes, sanos en la fe, en el amor en la paciencia.  Las ancianas asimismo sean reverentes en su porte; no calumniadoras, no esclavas del vino, maestras del bien; que enseñen a las mujeres jóvenes a amar a sus maridos y a sus hijos, a ser prudentes, castas, cuidadosas de su casa, buenas, sujetas a sus maridos, para que la palabra de Dios no sea blasfemada”

Se blasfema el evangelio cuando no se pone en practica, usted puede conocer el evangelio pero si no lo practica, eso es blasfemar contra la palabra, es como lo siguiente: Si se hacer algo y no lo haga estoy blasfemando contra eso que se hacer, así de serio es esto de la sana doctrina, hay personas que tienen doctrina pero no tienen proceder.

Veamos lo que Pablo dice, lo que conocemos de él. es que él fue el que puso el fundamento que es Cristo, 1Corintios 3:10-11, además dio instrucciones para imitarlo a él, como él a Cristo 1 Corintios 11:1, vemos según este pasaje que hay un gran compromiso con esta palabra;  aquí le dice Pablo a Tito, hablando de los ancianos y las ancianas, que la practica del evangelio se vea, se haga notar con el proceder de ellos, no es que el evangelio y su contenido  entre por un oído y salga por otro, es tomar la enseñanza del evangelio y hacerla un rema en nuestras vidas, es tomarla para practicarla, eso es pelear la buena batalla de la fe. Además dice que ninguna palabra corrompida salga por nuestra boca y esto es común en todos nosotros los hijos de Dios, a veces en lugar de bendecir maldecimos, cuidémonos de esto, esto solo se logra con un apropiado conocimiento del evangelio de la Biblia.

Tenemos que aprender a poner en practica aquello que conocemos, nuestra vida se transformara por medio de la palabra, ese es el galardón, esto levanta el hombre interior, es obvio que el cuerpo se desgasta. Pero el espíritu se va renovando, día tras día pero es únicamente  a través del conocimiento del evangelio.  No importa lo que le suceda al hombre exterior lo importante es lo que le va pasando al hombre interior, con paz, con gozo y en si con todo el fruto del espíritu Galatas 5:22,  en el hombre interior eso es verdaderamente reinar en vida.

Entonces la sana doctrina no solo es enseñanza es también proceder, no es únicamente lo que decimos, es poniendo en practica eso que decimos, eso que estudiamos en el evangelio.  El poder de Dios en nuestra vida,  se manifiesta conociendo el evangelio y sobre todo practicándolo. Por eso dice la Biblia que: Nosotros hemos sido puestos para juzgar, todas las cosas, dice que el espiritual juzga todo y no es juzgado por nadie 1 Corintios 2:15.

Dios nos va haciendo ver a través del evangelio, cosas en nuestra carne que debemos cambiar y tratar,  pero luego al atacar estas e irlas corrigiendo; Dios nos muestra que aun tenemos otras, lo importante es ir mejorando  en el dominio propio, por consiguiente existen áreas que ya dominamos y Dios nos muestra otras que debemos trabajar en ellas, etc. Por eso dice la Biblia que en la carne no hay uno bueno Romanos 3:12, derivado de esto podemos comprender que: No es cambiar la naturaleza, sino que es estar pendiente de ella.

La lucha verdadera del creyente, es luchar contra uno mismo, contra todo eso que se levante en nuestra mente carnal, por eso Pablo dice que debemos hacer morir lo terrenal en nosotros.

LA OPOSICIÓN DE  LA CARNE A LA SANA DOCTRINA

Galatas 5: 16-17  “Digo, pues: Andad en el Espíritu, y no satisfagáis los deseos de la carne.  Porque el deseo de la carne es contra el Espíritu, y el del Espíritu es contra la carne; y estos se oponen entre sí, para que no hagáis lo que quisiereis”

Estos no se unen, se oponen, esto es sin descanso, esto es una lucha de siempre, si esa lucha interna no existe en nosotros, si no hay lucha, sin duda alguna existe algo malo, algo  que no esta de acuerdo con la palabra.  Nosotros, no nos podemos conformar a este siglo, por ejemplo una lucha contra la escasez económica, no se someta a la pobreza, si la calle esta dura para otros, pero Dios provee para nuestras necesidades, no tenemos que indignarnos sino oponernos a la carne, si creemos en el evangelio, si la sana doctrina nos dice que somos prósperos, sanos,  que siempre nos ira  mejor,  pues yo lo creo,  y lucho contra la carne que me dice lo contrario.

De tal manera que, siempre andamos en triunfo,  somos mas que vencedores,  recordemos que la carne es débil, pasamos por diferentes tribulaciones, pero no tenemos que ir a psicólogos cuando hay problemas en nuestro matrimonio, no se necesita el horóscopo o psicólogos o consejeros, solo estudiemos y entendamos el evangelio, lo que Dios unió no lo separe el hombre; Dios es el que creo el matrimonio y nos mantiene juntos; nosotros en la gracia  no podemos dar cartas de divorcio esto lo hizo Moisés, Jesús dijo en el principio no fue así, los matrimonios desde el Edén han tenido problemas y sufrimientos, pero si seguimos las instrucciones del evangelio nos ira bien, nadie dijo que no tendríamos aflicciones, pero si entendemos que Dios nos dio una esposa,    No podemos conformarnos a este siglo sino luchar por la sana doctrina, 

La ley era demandante pero la gracia es mas, la gracia demanda obediencia, la gracia es el poder invisible de Dios, la ley se dio para que viniese la gracia, la gracia se mete en todo  lo mas profundo de nuestro ser, la gracia si transforma la mente, para cambiar un corazón de piedra en uno de carne.

Nosotros  no tenemos que servir a Dios con el cuerpo, sino con la mente, el hombre es lo que piensa dice en Proverbios, si renovamos nuestra mente para pensar como Dios piensa habrá una tremenda transformación en nosotros,  analicemos como Pablo defendía su ministerio veamos:

2 Corintios 10:1-6  “Yo Pablo os ruego por la mansedumbre y ternura de Cristo, yo que estando presente ciertamente soy humilde entre vosotros, mas ausente soy osado para con vosotros; ruego, pues, que cuando esté presente no tenga que usar de aquella osadía con que estoy dispuesto a proceder resueltamente contra algunos que nos tienen como si anduviésemos según la carne.  Pues aunque andamos en la carne, no militamos según la carne; porque las armas de nuestra milicia no son carnales, sino poderosas en Dios para la destrucción de fortalezas, derribando argumentos y toda altivez que se levanta contra el conocimiento de Dios, y llevando cautivo todo pensamiento a la obediencia a Cristo, y estando prontos para castigar toda desobediencia, cuando vuestra obediencia sea perfecta”

Hay personas que piensan que lo que decimos no esta en la Biblia, la gracia no es camino fácil, hay responsabilidad hay disciplina,

Vemos que el apóstol Pablo confrontó al apóstol Pedro defendiendo su ministerio Galatas 2:11

Entendemos entonces que es sana doctrina es: Conocimiento de la palabra, pero acompañado de un buen proceder, recordemos que nosotros fuimos creados para buenas obras no para malas Efesios 2:10, si la Biblia lo dice, entonces yo lo creo.

Además esta implícito en este pasaje, que nosotros nos debemos castigar a nosotros mismos, es decir nosotros debemos disciplinarnos a nosotros mismos, reprendernos a nosotros mismos, esto cuando no hacemos  las cosas como dice el evangelio,  esta claro que con el conocimiento del evangelio y aún sin él, cada quien conoce sus debilidades. Implica esto que nosotros nos podemos examinar a nosotros mismos 2 Corintios 13:5.
CONCLUSION:
Todos somos desobedientes en algún grado, unos mas que otros, pero todos lo somos, aquí nadie es perfecto en carne, tenemos un cuerpo con el cual hay que lidiar, Pablo dice yo he peleado la buena batalla de la fe cuando ya iba a ser muerto, aun Jesús aprendió obediencia y todos tenemos que aprender obediencia, si aprendemos obediencia entonces seremos felices, no son experiencias religiosas las cuales nos transformarán, pues estas son temporales, por el contrario la experiencia en el evangelio es permanente. 

Dios quiere que seamos obedientes a la palabra a la sana doctrina a las instrucciones dadas por el Espíritu que solo se encuentran en la Biblia, la promesa de Dios es si y en el amen, pero hay que castigar toda desobediencia.

Todo hijo de Dios vive en lucha, y podemos concluir que entre mas batalla tenga eso es mejor, por eso Pablo dice: llevando cautivo todo pensamiento a la obediencia a Cristo, eso es la verdadera batalla de la fe y estar prontos para castigar toda desobediencia, esto para que lo cojo no se salga del camino. ¡ABBA PADRE!







Estudio en Lerma por él:
Pr. Victor R. Preciado Balderrama.
         sanadoctrinavictor@gmail.com

Publicar un comentario